Seguro que durante este año 2020 nos hemos hecho preguntas y replanteado muchas cosas. También ha sido un año de reinventar y recrear. Un año para recordar todo lo que hemos aprendido. En el descanso de las vacaciones seguro que hemos tenido tiempo de repasar y reposar todo lo vivido durante estos últimos meses, y retomamos con más ganas que nunca la vida con nuestros amigos, amigas, compañeras de trabajo y tanta gente que forma parte de nuestro día a día. Con esta energía recargada te saludamos, para desearte un curso lleno de nuevos aprendizajes, y muchas y compartidas alegrías.
En este curso te invitamos a REINICIAR:

¡REINICIA TU CORAZÓN!
Quizá tu corazón está tocado por recuerdos tristes, de dolor, pérdida, rechazo, ira, incomprensión; herido de tal forma que necesitemos para sanarlo algo más que las palabras de las personas que nos quieren, quizá necesitamos el toque de Dios y su Palabra que nos invita a mirar la vida con confianza y esperanza.
Este año te invito a renovar el corazón, pídele a Jesús que te de un corazón nuevo: generoso para amar, valiente para perdonar y sensible a las personas que más lo necesitan.

¡REINICIA TU MENTE!
Revisa tu salud mental, recicla tus pensamientos negativos y escoge aquellos que te dejen vivir el presente feliz y en paz. Reorganiza tu mente para tener buenos hábitos y rutinas como pensar siempre bien de los demás, realizar las tareas más difíciles cuando tengas la cabeza más despejada, repetirte los mensajes positivos que escuchas, hacer silencio unos minutos al día, etc. Una manera de poder reiniciar tu mente también puede ser manteniendo tu cuerpo sano y saludable quizá haciendo algo de ejercicio para despejarte.

¡REINICIA TUS MANOS Y TUS PIES!
Empieza un nuevo curso, así que es oportunidad de retomar tu camino, con dirección a tus sueños; no te dejes llevar por la pereza o la apatía de pensar que te espera lo de siempre y piensa a qué quieres dedicar esfuerzo y tiempo en este curso y cuáles son los objetivos que quieres lograr. Reorienta tus acciones para que siempre intenten lograr el bien común.

En el último libro de la Biblia, aparece esta frase: “Yo hago nuevas todas las cosas” (Apocalipsis 21,5). Te deseo un curso en el que vivas con novedad todas las cosas: reanuda, recuerda, reengancha, recupera, rememora, rebusca, reutiliza, reparte, recicla, recoge, resetea, relanza, recuerda, recrea, renace, revive…¡REINICIA!

Aviso Legal - Política de privacidad
X